Hace algunos días escribí sobre los slashers, profesionales hiperespecializados que se dedican a varios proyectos a la vez, para diferentes empresas y compatibles entre sí. Pues bien, un concepto que engancha muy bien con esta filosofía de trabajo es el nework o trabajo flexible, que se está desarrollando dentro de las grandes empresas. ¿Qué tienen que ver ambos? Las multinacionales ya están adaptando a sus trabajadores a esta nueva forma de trabajo y pronto podríamos ver oficinas adaptadas para slashers: trabajadores por cuenta propia que colaboran en empresas más grandes, por lo que no necesitan un espacio (despacho, escritorio, etc.) en las oficinas de la organización.
El nework no es otra cosa que reducir espacios en las oficinas (reduciendo costes de alquiler, luz, etc) a cambio de invertir en tecnología y formación para sus empleados y, lo que es más importante, aumentar la calidad de vida de la plantilla siendo más eficientes. Aprovechando las nuevas tecnologías, la presencia física de las personas no es tan necesaria. El concepto de oficina se va a transformar a algo así como “lugar de encuentro” más que “lugar de trabajo”. 
Los ahorros en espacios (alquileres, construcciones), consumos (luz, agua, etc.) y mantenimiento serían muy importantes y compensarían los que tendría que hacer la empresa para adquirir la tecnología necesaria para trabajar fuera de la oficina y la formación que habría que dar a los empleados para su adaptación a esta nueva forma de trabajo. Y no solo ahorraría costes la empresa, también los empleados: transporte, comidas, etc. Además, disfrutarían de más tiempo libre, mejores horarios y, por tanto, aumentaría su calidad de vida.
Seguramente tardaremos en ver esto a gran escala y no será posible adaptarlo a todas las empresas. Pero sin duda dota de gran flexibilidad a empleados y empresas, lo que supone mayor eficiencia, se mire por donde se mire. El problema es aceptar que hay que cambiar y el que antes lo haga competirá mejor en el futuro. Mezclar ambos conceptos (slasher y nework) puede suponer un gran cambio en el paradigma laboral del siglo XXI. ¿No os parece?
Nework o trabajo flexible
Etiquetado en:                                    

Deja un comentario

Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookVisit Us On Google PlusVisit Us On Linkedin